Presentación

El Artículo 14 de la Constitución dice que “los españoles son iguales ante la ley, sin que prevalezca discriminación alguna por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social”. 


Establecer un modelo de Escuela Coeducativa en nuestro colegio Félix Rodríguez de la Fuente ha sido un objetivo ambicioso desde el principio, poniendo muchas ganas e ilusión todo el profesorado para desarrollar este Proyecto.

No es nuestra intención seguir exclusivamente un modelo general establecido, sino que queremos que responda a nuestras características propias (culturales, del entorno social, experiencias, responsabilidades y posibilidades) y qué mejor herramienta que la  educación y la propia enseñanza.
Por este motivo, el objetivo fundamental de nuestro Proyecto es la consecución del desarrollo integral del individuo, una enseñanza alejada de esteriotipos y convencionalismos, que garantice el desarrollo integral del alumnado.

Un modelo de enseñanza basado en el desarrollo de valores como Generosidad, Cooperación, Criterio, Justicia, Pacifismo, Creatividad, Respeto, Autoestima, Responsabilidad, Independencia y Sensibilidad, valores que desde nuestra comunidad escolar puedan llevarse a la familia, a la calle, a los amigos/as, en la convivencia más cercana y con la esperanza de que se consolide en un futuro.
Para la consecución de estos objetivos es necesario que, en su conjunto la Comunidad Educativa y especialmente los docentes, tengan que colaborar y adaptar normas y conductas del centro (programaciones, actividades, acuerdos en Claustro y Consejo Escolar, etc) a los Valores de este Proyecto, adoptando mecanismos de motivación y participación entre el alumnado, profesorado, familia y personal de Administración y Servicios para que mejore la calidad de la enseñanza, la calidad humana y de la convivencia.

"Igual no da"

Llevar a cabo un proyecto idealista, diferente e innovador, en el que la sensibilidad se convierta en el eje vertebrador, se haga persona y cobre sentido en un proyecto donde ponemos la esperanza para que se hagan realidad los sueños.



“Nadie puede llamarse feliz
hasta que haya aprendido
a cultivar la alegría,
la estima, la ternura,
y la buena voluntad
hasta el punto de hallarse
determinado a ser feliz
todos los días,
haciendo felices a los otros/as”


  

No hay comentarios:

Publicar un comentario